Arxiu diari: 15 d'Octubre de 2020

TERESA DE JESÚS Y LA INTENDENCIA MILITAR

MIGUEL APARICI NAVARRO, CRONISTA OFICIAL DE CORTES DE PALLÁS

El 15 de octubre, cada año, nos acordamos de la santa Teresa de Jesús y de su encuentro con Dios incluso a través de los pucheros.

Como valencianos, ¿qué podríamos mentar de ella? ¿Que hubo en Requena una llamada, tradicionalmente, ‘Casa de Santa Teresa’; donde pareciera que paró en algún viaje y que hoy es, rehabilitada, el Archivo Municipal?

¿Que no se marchó contenta de nuestras tierras, gracias al autoritarismo controlador de nuestro destacado arzobispo Juan de Ribera; santo, luego, como ella?.

¿Que nadie recordó a nuestra Baronesa de Cortes de Pallás, de principios del siglo XX, con ocasión del reciente Centenario de la fundadora de conventos; pese a ser la laboriosa autora de un libro con escogidas citas teresianas, para «meditación en cada día del año»?

¡Ah!, la Intendencia. Tan importante faceta en su obra y tan relegada en los espíritus aguerridos militares de otrora; cuando primaba la valiente Infantería y, en todo caso, prestigiosas sagas familiares en otras Armas y Cuerpos.

Qué belleza de patio renacentista en el palacio de Polentinos o de los Contreras, en la misma Ávila; para academia de cadetes intendentes. Y qué poco ‘agradecida’ divisa del sol y las palmas, por aquello de tener que moverse por la retaguardia de los frentes de batalla.

Menos mal que la OTAN y las Operaciones de Mantenimiento de la Paz han puesto en lugar, ahora prestigioso, al curso de experto en abastecimientos. Ya parece que el mucho «ardor guerrero» no impide comprender que: «Sin Logística, no hay victoria». Y eso que fuimos, contemporáneamente, los mejores… y los primeros en hacerlo bien; en el desembarco africano de Alhucemas, digo.

Los intendentes que, lógicamente, tienen a Santa Teresa por Patrona han escrito cientos y cientos de páginas heroicas sirviendo «todo, rápido y en cualquier lugar y momento». Y no sé si los jóvenes de hoy, sin servicio militar y que se surten de Amazon, caen en la cuenta.

El General Fernando de Lambarri sí lo hizo y corría 1973 cuando sacó, de la imprenta, sus tres volúmenes (¡más de 1.500 páginas!) con su ‘Galería Militar de Intendencia’.

Nosotros, valencianos, si nos atreviéramos a adentrarnos en los comprimidos datos archivísticos de sus páginas…, ¿qué encontraríamos que a nuestra antigua Tercera Región se refiriera?

Veamos unos pocos apuntes.

Que el Intendente de Ejército, de Valencia y Murcia, era -en 1808- nada menos que Francisco Xavier de Azpiroz; primer conde de Alpuente, tras la batalla carlista, y, luego, jefe de esta Capitanía.

Que los primeros Jefes del Grupo Regional de Intendencia número 3, desde el año 1904, fueron: Mejía de la Cerda, Zabaleta, Espallargas, Ferrer, Font, Álvarez, Herrero, Espantolero, Bauzás, Barranco, Roldán, Ortega, Sánchez Brasera, García Gutiérrez, Luño, González Alhambra, Castellary, Martín…; ostentando empleos que fueron desde el antiguo de Sub-Intendente a los de Coronel, Teniente Coronel y hasta el de Comandante.

Que en 1935 se entregó el Estandarte al Tercer Grupo Divisionario de Tropas de Intendencia, en una ceremonia que se realizó el 2 de junio en el Paseo de la Alameda de Valencia; siendo la madrina doña Emilia Calabuig, esposa del alcalde Gisbert. «Emoción profunda me embarga (dijo), al entregaros el Estandarte que como premio a vuestras virtudes militares la República os concede…».

Que entre las unidades de Intendencia que existían «a 15 de mayo de 1969», en la Capitanía General figuraba el Grupo Regional de Intendencia número 3 y dentro de la División de Infantería Motorizada ‘Maestrazgo’ y conformando su Agrupación Logística III, el Grupo de Intendencia de Valencia y el Grupo Logístico de la Brigada XXXI.

O el resumido historial de este Grupo de Intendencia valenciano. Con algunos, más llamativos, hitos como: el de su creación (1904), la organización de una Compañía Expedicionaria a Melilla (1921), la de otra a Ceuta (1924), el fusilamiento del Capitán Juan Felip Recadella en julio de 1936 (mandado detener por orden del Capitán General Martínez Monje, por participar en la preparación del Alzamiento Nacional como enlace con la guarnición de Zaragoza) y del Teniente Félix Soler Suay y el Alférez Epifanio Ardura Zaita, por ser partidarios de la causa Nacional.

Así como… su marcha a los Pirineos para ayudar a las fuerzas que combatían a los ‘maquis’ (1946), la participación en los Ejercicios Tácticos que tuvieron lugar en Requena (1955) o su destacada colaboración suministradora en las inundaciones de Valencia (1957), por la que recibiría la ‘Medalla de Gratitud’ de la ciudad.

Fuente: https://www.lasprovincias.es